Eduardo Antonelli: “No es momento para tomar deudas a tasa variable”

En un contexto recesivo muchas son las preguntas que se plantean en torno al futuro de la economía. Tal vez pocas veces encuentren explicaciones sencillas que le permitan entender qué es lo que pasa, por qué el consumo cae y los precios no se estancan, o porque Argentina no crece como en otros años. ¿Conviene o no endeudarse? ¿Cuál es el riesgo de tomar préstamos a tasas variables?¿Es mejor pagar en cuotas? ¿Cómo impactan los fondos buitres en el bolsillo de un ciudadano común? Hay un sinfín de preguntas porque las dudas son muchas y sobre todo en estos momentos. En diálogo con El periodista Jerónimo Balut de El Tribuno, el economista Eduardo Antonelli respondió algunas preguntas para brindarles a los lectores un panorama general de lo que ocurre en la economía hoy.
Lic. Eduardo Antonelli

Eduardo Antonelli: Economista radical salteño

Hay incertidumbre sobre lo que va a ocurrir con la variable Consumo ¿Cuál es el desenvolvimiento que tendrá en los próximos meses?

Estamos atravesando una situación donde la inflación provoca la pérdida del poder adquisitivo y con ello la caída del consumo. Esto se va a prolongar durante los meses que vienen. Es muy probable que al caer el consumo caiga la inversión, porque ninguna empresa al vender menos va a querer invertir para ampliar su producción. La gente no va a consumir más en estos momentos y si se registran incrementos van a ser espontáneos y cortos.
Y estos problemas tienen raíz en la inflación
Sí, la inflación es la madre de todo el problema que hoy tenemos. El crecimiento del gasto público y la falta de control del Congreso a las erogaciones del Ejecutivo no tuvieron límites. Pensemos que la inflación en estos casos es una consecuencia del excesivo gasto que el Estado realiza. Esta vez, no podemos echarle la culpa al contexto internacional.
¿Cómo explicaría la influencia de los fondos buitres en la economía del ciudadano?
Los fondos buitres inciden claramente sobre la economía. Si Argentina paga a los buitres o, en caso contrario, se declare en default, las consecuencias las vamos a sentir. En el primer caso el impacto no va a ser muy grande. Todo seguirá igual en materia económica, aunque ahuyentará inversiones. Ahora si no paga, doña Rosa va a sufrir con más fuerza la caída de la actividad económica, va a tener conocidos que perderán el trabajo y los precios podrían subir más y seguir cayendo las inversiones. Esto porque al declararse en default el país asume la imposibilidad de pagar los compromisos de deudas. En situaciones como esta, el dólar puede subir y generar más inflación porque la gente se protege del peso que vale poco y recurre al dólar, presionando así el precio de esa moneda.
 
¿Qué consejos básicos e imprescindibles un economista le da a la gente en un contexto recesivo?
Clave: pensar en frío. Es importante tener, hoy sobre todo, noción de hasta cuánto podemos gastar. Si Argentina no devalúa, la inflación se va a mantener. De lo contrario, subirá y va a ser peor el panorama. Pero insisto que para hacer un gasto es fundamental pensar si vamos a poder afrontarlo o no. En estos momentos, la gente ya prioriza en que gastar.
¿Recomienda endeudarse?
Si la deuda se toma a una tasa variable, no, porque se corre el riesgo de que se dispare la tasa y estaremos en problemas graves. Hay que tener mucho cuidado con las cuotas o tasas variables por el riesgo que significan. Por ejemplo, si compramos un auto a tasa variable, y suben los precios de los componentes importados del automóvil, vamos a terminar pagando más, tal vez mucho más.
En esa línea, conviene comprar en cuotas fijas, sin interés.
Las cuotas fijas son la mejor opción porque es preferible no pagar con dinero y reservarlo para otras cuestiones. Además pagando en cuotas fijas le podés ganar a la inflación ya que el dinero se desvaloriza mes a mes.
 
¿Para quienes buscan comprarse un auto tampoco es el momento?
Pueden hacerlo pero no es conveniente si a partir de una determinada cuota, la tasa pasa de fija a variable. Una suba de los costos puede disparar los precios.
Algunos se arriesgan y abren un comercio, por ejemplo ¿Qué le sugiere?
Y el que quiera hacerlo tiene que conocer bien el mercado donde va a invertir. La clave es entender que la economía va a estar estancada. Si van a invertir, mejor saber de ante mano que no se esperan crecimientos en ningún mercado. No obstante, siempre hay gente que compra.
Share